Menú

Penumbra

Mientras unos pretenden en vida
explicar el sentido del amor
busco yo, esperanza perdida,
lo que en pieles muda con dolor.

Siendo la añoranza compañera
de la noche ella fiel esclava
escribo, pues lamento más me dura
cuando el poema en mi se clava.

Intento definir esos conceptos
sondada en un manantial de llanto
y divagan todos los lamentos
cuanto más alejo ese quebranto.

Encuentro ahí ya moribunda
el alma que se me estremece
siendo la belleza transformada
y en mis ojos no aparece.

Tanto efecto tiene la razón
que con gran peso lleva la verdad
cuando lo que quiere el corazón
es huir, desmentir la gravedad.

Es por esta, mi ansia más voraz,
que me persigue y atormenta
que busco, perdida esperanza,
pieles que al dolor inquieta.

¡Oh, amor, sordo, mudo y ciego
para ti toda indiferente,
aléjate, haz de mi apego
ser de velo inexistente!

Olvida lo que una vez fuimos,
vete o vuelve a desunirnos
yo ya conozco todos los abismos
y todos en vida cotidianos.

por-herb-ritts

 

 

Deja un comentario